Edgardo Rodríguez Meza

Testimonio del marinero del crucero Prat Edgardo Rodríguez quien desertara junto al marinero Patricio Barroilhet en 1973.

En el tiempo de cuando ustedes fueron torturados en el fuerte Borgoño
en el mes de agosto 1973, yo vivía en el Cerro Barón de Valparaíso arrendando una pieza con el marinero Martinez de la Division Eco. Era uno medio coloradito de cara, en una casa vecina se podia escuchar una radio que informaba sobre lo que les habia ocurrido a ustedes. Se escuchaban llantos de mujeres y lamentos desesperados. Martinez supo en el Prat que ustedes habian sido torturados y luego conducidos a la isla Quiriquina en el Meteoro y que la gente de abordo no podia contener las lágrimas al ver el estado desastroso de ustedes, todos golpeados, fracturados. Ellos, sargentos, suboficiales, marineros conmocionados terriblemente les brindaron ayuda y consuelo. No se si esto estará cerca de la verdad, pero lo de la radio yo lo escuché como al medio día.
El día 11 de septiembre de 1973 un hermano de Barroilhet me llevó la noticia de que los milicos estaban atacando la Moneda en Santiago. Con él nos fuimos a donde un amigo de él que vivia en unos bloques de departamento en el Cerro Barón. Era un detective que necesitaba esconderse pronto, porque lo iban a detener por ser de izquieda también. De él nunca más supe de su paradero.
Desde el cerro Barón se veian las calles de Valparaíso vacías de civiles, solo personal militar y marinos. En el aire habia presencia de helicopteros.Toda la gente recibió la orden de que se quedaran en sus casas. En la compañia chilena de tabacos se produjo un enfrentamiento entre una familia de 7 varones armados con los marinos y que se habían tomado la fábrica, y que eran del mir y todos fueron acribillados. Esto es lo que se habia practicado en la Escuela de Ingenieria Naval de las Salinas cuando hacíamos práctica de antidisturbio con uso de bombas lacrimógenas para desalojar edificios.
Con otro hermano de Barroilhet, Jorge, estuvimos en una casa del Cerro Barón en la parte alta mirando hacia el mar. Al anochecer de ese dia unas personas nos pasaron un catalejo de unos 30 cm de largo y nos pusimos a observar el Crucero Prat que estaba acoderado al molo de abrigo. Habían dos buques mercantes con ilumunación en cubierta. Se veian marinos con cascos y fusiles controlando el ingreso a bordo de prisioneros civiles.Al oscurecer nos llamó la atención un barco mercante que hacía abandono de la bahía. Cuando había avanzado unos 500 mts cayeron por delante de su proa tres disparos del Crucero Prat como advertencia para que volvieran al puerto. Este obedeció. A la cuadra de Quintero se hallaba el destructor Blanco Encalada. Éste, recibió la orden de cortarle el paso a un buque mercante durante la noche y con señales de luces le ordenó que volviera hacia Valparaíso. Este barco era el Playa Larga,un buque cubano que iba lleno de gente de izquierda huyendo del pais. El comandante ordenó hundirlo luego que este se negara a obedecer la orden de regresar.
El Playa Larga respondio con una negativa diciendo que seguirían adelante -patria o muerte, venceremos-. El comandante ordenó hundirlo pero el Segundo comandante se negó a cumplir la orden y al mismo tiempo dió la orden de detenerlo y que fuera encerrado en su camarote, lo que se cumpió sin problema por parte de los sualternos que se hallaban en el puente de mando, éste siguio con rumbo al puerto del Cayao, en Perú con daño en su proa que le infirió el destructor con un tiro de cañón.
Al dia siguiente estuvimos con Jorge en la casa de una persona que había sido detenida y que a bordo de uno de los mercantes se lanzó al vacío desde la cubierta a la bodega. Recuerdo que su apellido era Sanguinetti.y habia sido horriblemente torturado. Una joven me mostró un revolver, pero no me lo quizo pasar cuando se lo pedí para usarlo..
Ante la gravedad de la situación en una casa frente al mar en lo alto del cerro Baron con varias personas nos preparamos con piedras grandes y palos para defendernos por si se dejaban caer los golpistas.Alguien dio una alarma y escapamos como mejor alternativa. De alguna forma logré llegar a mi pieza en Baron. Me preparé con ropa y zapatos puestos para dormirme, debajo de mi cabecera coloqué un cuchillo de monte de unos 20 cm por si tuviera que defenderme, ya que durante toda la noche se sentian balaceras por todos lados. Realmente aquello era una guerra y puedo decirlo con mucha certeza que he estado de verdad en medio de una guerra. Alrededor de las 7 de la tarde del dia siguiente se produjo un intenso tiroteo en la avenida Argentina. Había una comisaria que estaba siendo atacada por un grupo de miristas,Yo miraba desde el Cerro las Cañas. En el cerro el Litre la casa de los Barroileth fue allanada y todo fue destruido.A esta casa nunca más volvimos.
Habian personas que se iban a dormir en los arboles de los cerros muy bien amarrados en sus ganchos.Tuve un amigo al que no volvi a ver nunca más.

MI ODISEA DE VALPARAISO.
Tuve que escapar del puerto, porque era en donde más se me conocía, a Penco, mi ciudad natal, a las 7 de la mañana del 1 de Noviembre el dia de Todos los Santos tome el tren a Santiago, porque por carretera se decia que habia mucho control. Llegué a Santiago y con un hermano me puse a buscar a otro hermano al que no pudimos hallar. A las 9 de la mañana del dia siguiente tome el tren ordinario con rumbo a Concepción. Llegue a Chiguayante alrededor de las once de la noche. Durante la parada subieron varios detectives a inpeccionar a los pasajeros.Todo esto sucedia en toque de queda,uno revisó mi maleta.y me pidio que me levantara la ropa para revisar mi guata y ver si tenia golpes o heridas. Llegamos a la estación de Concepcion. Nos hacen bajar en orden y en fila. Un militar dijo: “los de Talcahuano en esta fila, los de Lota, acá, los de Tomé en esta fila”. Nos hicieron subir en esos buses colorados de la Empresa de Transportes Colectivos del Estado, y yo con varias personas partimos hacia Tomé. En el camino, me bajé en el cementerio de Penco.
De ahí a la casa de mis viejos caminando con toque de queda. Llegué y subí la escalera, toco la puerta despacio mi madre pregunta -quien es, le dije “yo”, “pero quién es yo” , “soy yo, el Edgardo”. La pobre habre la puerta y me abraza con mucha fuerza y llora con un gran sentimiento de alivio y alegria al verme sano y salvo.
A los dias siguientes en vista de que llegaban los carabineros a preguntar por el marino desertor decidí irme a donde unos parientes en el sur. Después de un tiempo empecé a acercarme a Valparaíso a ver si encontraba a algún conocido y nada.
Escondido en las sombras de la avenida P.Montt observaba.
Para irme de Valparaíso, Martínez me prestó el dinero para el pasaje y me dijo: “socito va a tener que irse de acá, porque en el buque lo andan buscando para detenerlo y le van apretar la goma, y que a bordo del Prat habían hecho circular una lista con siete nombres de los cabecillas para ser detenidos”.Yo figuraba en la lista. Martínez siguió en la marina y pudo estudiar cuatro años de Ingenieria Electrica en la Universidad Católica de Valparaíso.
No pude terminar mi cuarto año de enseñanza media en el liceo vespertino Ruben Castro de Valparaiso.
Mi deseo era estudiar Ingenieria Electrónica en la misma Universidad Católica.
Asi y todo asumí mi destino y nunca pude realizar mi sueño de tener una carrera universitaria.Trabajé en varios oficios: en excavaciones para agua potable, alcantarillado, peoneta en la CCU de Providencia en Santiago. en la construcción como jornal siempre ganando un sueldo mínimo, otros trabajos eventuales sin prevision social,vendedor ambulante de loza que compraba en Fanaloza, aprendi soldadura eléctrica, arco manual.
El abogado Raúl Guarda Villauta tomó la defensa de Patricio Barroileth.Cuando yo le pedí que me representara en la fiscalia por el delito de deserción me dijo que sus honorarios serían 50 mil pesos si tomaba mi caso. De dónde yo podría sacar tanto dinero para pagarle.
Después del golpe de Estado, en Penco pararon todas las industrias: Fanaloza, la Crav, Cosaf. No habia trabajo. La gente de Penco aún recuerda que por la abundancia de jureles pudimos sobrevivir a la crisis.
Actualmente recibo una pensión de vejez en una Afp de 134 mil pesos mensuales. En febrero 2018, cumplí 69 años, con una diabetes melitus 2. Me mantengo con metformina, que es más seguro como medicamento. Cuando hago algún trabajo me canso; siento una fatiga en mi torax. Felizmente mi hija de 29 años me ha dado una inmensa alegría con mis dos nietos, uno de 12 años que tiene problemas de retardo para aprender a leer y una niña de 7 años la cual es muy inteligente y aprende muy rápido. En el colegio la están reforzando y paso a segundo año y pide tareas para la casa.
Mi hijo Patricio Enrique estudia en el Instituto Santo Tomas Construccion Civil. Le gusta trabajar al milimetro las maderas de melamina.Yo tengo mis harramientas para los trabajos de soldadura. Nunca me pude hacer de una soldadora de corriente continua para soldaduras especiales; acero inoxidable. ect.
Estoy esperando que me llegue mi pensión de Exonerado Politico para equipar a mi descendencia (hijo y nieto) con buenas máquinas para este oficio que es muy bonito.
En el mes de Octubre de 1973 Martínez me dijo que el generador diesel auxiliar de popa habia sido inundado en el Prat por alguien que habia abierto las valvulas de achique. En el libro -la infiltracion en la Armada 1973- me acusan de que yo junto a Barroilhet destruimos el cable maestro que recibía la corriente eléctrica trifásica de 440 voltios desde Asmar de Talcahuano para energizar al Crucero Prat estando en el dique seco.
A bordo ocurrían muchas cosas anormales, no se hacia un buen aseo a los comedores. En las reuniones de división se nos proponía tomarnos el gobierno de la UP. Esto de los golpes de estado era la moda en Latinoamerica. Recuerdo que en la division Sur, en el entrepuente los marinos sostenian discusiones con su oficial a cargo por este motivo.
Nosotros conformabamos una celula interconectada con otras a bordo del Crucero Prat. Eran los marineros Jose Maldonado(QEPD), Bernardo Carvajal , Castillo, Patricio Cordero, Patricio Barroileth (QEPD) , caboTeodocio Cifuentes, el sargento Juan Cárdenas Villablanca. Con todos ellos nos reuníamos en la CRA – taller de control de reparaciones y averias-. También asistía un joven marinero del cual nunca supe su nombre. Era rubio, como de pelo ondulado. Ahora recuerdo, era de la Escuela de Telecomunicaciones.
Martínez me dijo que en la madrugada del 11 de Sept. a bordo del Prat tocaron diana a las 4 am , desayuno y luego formacion general a las 5 am. Una vez en cubierta el comandante Maurice Poisson Eastman (el mismo segundo apellido del dueño del diario El Mercurio, tienen que haber sido familiares por el lado materno) habló de la situacion del país del caos en que se hallaba y que iban a remover el gobierno mediante un golpe de estado, que el personal que no estubiera de acuerdo en participar diera un paso al frente. Fueron muchos los que lo hicieron y fueron detenidos.
Alguien me dijo que en el molo habian dos barcazas con muchos marineros detenidos con la cabeza pelada al rape. En el Estadio de Playa Ancha habían muchos prisioneros tendidos en la cancha todos boca abajo. Con máquina eléctrica los pelaban con una pasada desde la frente a la nuca. A otros civiles les hicieron una cruz en la cabeza con pintura verde para identificarlos en caso de que escaparan???
Patricio Barroilhet fue detenido el 4 de Sept por 3 detectives. Con sus hermanos quisimos hablar con un abogado, no pudimos ubicarlo porque fue detenido. Salio en el diario La Estrella me parece en un fotografia con una maleta llena de billetes azules con la acusación de que se la habia robado y se preparaba para escapar del país.
En fin, desde la cárcel pública Patricio Barrroilhet me mandó un mensaje con una amiga de ambos en un papelito pequeño, diciéndome que me mantuviera alejado de la situación y que no me dejara apresar, me dijo – el que nada hace nada teme-. Esto me dio una tranquilidad, porque me dió a entender que lo que habiamos estado haciendo como marinos antigolpistas habia sido lo correcto. Nuestro accionar fue sobre la base de que participar en contra del gobierno del pueblo representado en la persona buena del Presidente Salvador Allende Gossen era en extremo inmoral.Solo nos atuvimos a lo que decían nuestras conciencias cuando supimos lo del plan Yakarta. Habiamos aprendido una buena moral en nuestra Alma Mater-la Escuela de Grumetes Alejandro Navarrete Cisterna de la Isla Quiriquina en el puerto de Talcahuano

Sentencia Condenatoria 1
Sentencia Condenatoria 2

EDGARDO ENRIQUE RODRIGUEZ MEZA
Marinero primero Afecto Electricista
Serie naval U-3749
Departamento electrico- Division ECO
CRUCERO CL-03- PRAT
Año DE 1973
ARMADA DE CHILE.

Penco , 13 de Marzo 2008
Estimado compañero Bernardo Carvajal

Recordado compañero de armas.
Soy chester Rodriguez , tu contingente de la División Eco en el Crucero Prat en 1973. Te acuerdas de mi?.

Sabes hace tiempo quería escribirte para saludarte y hacer algunos recuerdos, pero nunca me decidía, porque no sabía como empezar después de tanto tiempo sin vernos y especialmente porque no tuvimos el mismo destino que nos deparaba el futuro, porque corrimos distinta suerte, luego que nos separamos en junio de 1973 en Talcahuano junto con el pato Barroilhet .
Sabes, tengo internet desde hace algunos meses y he aprendido a comunicarme mediante esta forma. El pato me ha ayudado mucho , él es mi profe, claro que con muchos tirones de orejas.
Con él me he mantenido siempre en contacto y he podido estar al tanto de lo que hacen los compañeros en su importane esfuerzo por ser reivindicados ante la historia por la valentía con que se enfrentaron a los verdugos que mas tarde masacró a una gran parte de los chilenos.
Bueno no es de eso de lo que quería hablar sino simplemente saludarte y recordar algunas cosas que permitieron que nos hiciéramos amigos por tan poco tiempo cuando éramos -lolos-, y que junto con el choro Maldonado hacíamos el trío. Me acuerdo cuando en las maniobras en altamar nos colocabamos los tres detras de las baterías de seis pulgadas cuando estos hacían pruebas de tiro, también me acuerdo de la ausencia de uno de tus dedos de la mano derecha me parece. Tu eras un poquito robusto igual que el choro .Yo era mas delgado. Actualmente estoy guaton, como mucho pan porque es lo que mas puedo comprar por lo barato que es -pan frío a 400 pesos-. También recuerdo cuando nos juntabamos para debatir del momento político que se vivía en ese entonces y que con todo ello nos sentíamos identificados.Recuerdo que en una oportunidad cuando estábamos en Iquique habíamos estado durante la noche por ahí tratando de pasarlo bien sin un cobre en los bolsillos como era de costumbre, y ya hacia el amanecer del puerto y dirigiéndonos al buque después de pasarlo tranquilamente en el barrio bohemio de Iquique sin poder tomar un solo trago y sapeando pa’ dentro en las boites y ver como bailaban los cabos y sargentos que eran los que sí podían pasarlo bien porque ellos si tenian money y nosotros andabamos a patadas con los piojos, recuerdo que contigo. Cordero, el choro Maldonado me parece que el pillín también y unos dos compañeros más nos tomamos de los hombros en línea osea uno al lado del otro y bajamos hacia el centro de la ciudad cantando unas canciones de protesta del Quilapayun tales como: “no nos moverán” , “la batea” , “venceremos” y otras cuyas letras nos inspiraban y nos hacian sentirnos muy unidos, alguien del grupo sacó la pipa de la paz y cada uno le mando una pitiadita y con ésto nos sentimos mas unidos que nunca y como avisorando el ignominioso futuro que nos deparaba el destino. Esa es la única oportunidad en que he tenido un pito en mis manos, Fue algo muy simbólico. En esos tiempos no se conocia de estas cosas como ahora. En fin, por eso es que nos sentíamos compatibles, compartíamos los mismos sentimientos, las mismas ideas, los mismos anhelos, éramos como hermanos. Fue una hermosa época como cuando íbamos al Pedagogico de la U. de Chile en Playa Ancha a recibir conocimientos de parte del profesor Patricio Cerda, un joven ex sacerdote jesuita que tenia barba. Me acuerdo que nos reuniamos los días sabados por la tarde . Nos sentíamos tan llenos de esperanzas. Éramos tan jóvenes y con tantos anhelos, que sabíamos hacia donde queríamos ir .Nos hallábamos tan bien encaminados. Así éramos en nuestra juventud .Que te parece? .Sabes son las 4 con 18 minutos de la mañana y ahora si que me he sentido inspirado para escribirte este humilde texto. No es gran cosa, pero el sentimiento es profundo y para mí ya es de gran valor haber podido escribirte después de haberme alejado de ustedes aquel penúltimo viernes de junio de 1973 junto con pato Barroilhet y tomar diferentes destinos y que en la práctica igualmente nos jodió para el resto de nuestras vidas. Solo te pido que me disculpes o me perdones por no haber estado al lado de ustedes en los momentos en que estaban sufriendo la embatida de los opresores de los seres dignos y puros como fueron todos ustedes en esa época.Recibe mis más sinceros respetos .Siempre los he recordado con un gran cariño, aprecio y mucha congoja por lo que tuvieron que pasar uds.Yo también aporté con un granito de sufrimiento al verme en la necesidad de tener que andar siempre huyendo, cambiando de direccion, trabajando en cosas humildes para mantenerme ocupado y para ganarme el sustento diario. Mucho tiempo sin trabajo, viendo como mis anhelos se vieron truncados de pronto tan violentamente, y llevando por dentro la inextinguible pena de haber perdido el contacto con mis amigos de juventud sin tener la esperanza de poder saber de ellos y por tanto tiempo. Pero ahora parece que lo estoy logrando. Que Dios me ayude. Deseo que ustedes también sean benditos por él, y además se puedan reencontrar con el pasado que tanto los unió como una pequeña familia de verdaderos valientes.
Bernardo, me despido de tí deseandote lo mejor. Lo mismo que para tus compañeros que en todo lo que se propongan el éxito les corone.
Te deseo buena salud y que tengas mucho ánimo.Sigue siendo fuerte y fortalece a tus compañeros y que Dios permita que haya unidad entre ustedes porque es seguro que la van a necesitar mucho. Que no se pierdan esta gran oportunidad que les presenta la vida, para reivindicarse como constitucionalistas apegados al Derecho y además para que tengan algo valioso que dejarles a sus descendientes y obtener una herencia en la historia de Chile .
Que dios te bendiga y te siga protegiendo.
Atte te saluda .

Edgardo Rodriguez Meza. -El chester.
Ex division Eco
Cl. 03 . Crucero Cap .Prat
1973
Pd: El apodo me lo colocó Maldonado en la Escuela de Ingenieria Naval debido a la lectura de los libros tecnicos de electricidad del autor               C .L .Dawes.
Hasta pronto.